Gracias aroma, azul, fogata, encelo.

Gracias pelo, caballo, mandarino.

Gracias pudor, turquesa, embrujo, vela, llamarada, quietud, azar, delirio.

Gracias a los racimos, a la tarde, a la sed, al fervor, a las arrugas, al silencio, a los senos, a la noche, a la danza, a la lumbre, a la espesura.

Muchas gracias al humo, a los microbios, al despertar, al cuerno, a la belleza, a la esponja, a la duda, a la semilla, a la sangre, a los toros, a la siesta.

Muchas gracias, por la ebriedad, por la vagancia, por el aire, la piel, las alamedas.

Por el absurdo de hoy y de mañana.

Desazón, avidez, calma, alegría, nostalgia, desamor, ceniza, llanto.

Gracias a lo que nace a lo que muere.

A las uñas, las alas, las hormigas, los reflejos, el viento, la rompiente, el olvido, los granos, la locura.

Muchas gracias gusano, gracias huevo, gracias fango sonido, gracias piedra.

Muchas gracias por todo, muchas gracias.

Oliverio Girondo agradecido.

Girondo frases

***

Hace años que  incorporé este poema de Oliverio Girondo en mi espectáculo de teatro “Espectacularmente sin contar nada”, dirigido por Carlos Alcalde

A día de hoy lo sigo manteniendo en diferentes shows.

Se ha convertido en un texto de poder.

Descubrí a Oliverio en la película El lado oscuro del corazón de Eliseo Subiela.

Mi Gratitud Oliverio Girondo

Oliverio Girondo

Es un poeta argentino neo-surrealista con textos llenos de color e ironía.

Oliverio GirondoOliverio Girondo nació en Buenos Aires el 17-08-1891 en el seno de una familia acomodada, lo que le permitió viajar a Europa donde estudió en París e Inglaterra.

Le hizo muy famoso su participación en las revistas Proa, Prisma y Martín Fierro, marcando el comienzo de la llegada del ultraísmo (el primero de los movimientos vanguardistas llegados a Argentina).

Contemporáneo de Jorge Luis Borges, Raúl González, Macedonio Fernández y Norah Lange a la que conoció en 1926 y con quien se casó en 1943.

Girondo fue uno de los principales animadores del movimiento ultraísta, influenciando a nuevas generaciones de poetas.

Otros compañeros notables como Pablo Neruda y Federico García Lorca con quien inició su amistad en 1934, época en la que ambos se encontraron en Buenos Aires.

En el año 1950 se inició en la pintura surrealista pero nunca publicó ni vendió ninguna obra.

Oliverio Girondo murió el 24-01-1967 y fue enterrado en el Cementerio de la Recoleta en Buenos Aires.

Oliverio Girondo Espantapájaros

Los ruidos pueden penetrar en sus dientes como el taladro de un dentista y la memoria puede llenarle de óxido, palabras rotas y el hedor de la caries. Espantapájaros Oliverio Girondo

Que el pie de una araña brote de cada uno de tus poros, que encuentres alimento solo en paquetes de cartas gastadas y que duermas, te reduzca, como un rodillo de vapor, al grosor de una fotografía.

Cuando salga a la calle, puede que incluso las farolas le pisen los talones, un fanatismo irresistible que lo obligue a postrarse ante cada cubo de basura y que todos los habitantes de la ciudad lo confundan con un urinario.

Cuando quieras decir “Mi amor”, puedes decir “pescado frito”; que tus propias manos intenten estrangularte a cada paso y cada vez que vayas a apagar un cigarrillo, puedes ser tú quien sea arrojado a la escupidera.

Que tu esposa te engañe incluso con los buzones; cuando ella se acurruca junto a ti, puede metamorfosearse en una sanguijuela que chupa sangre y, después de dar a luz a un cuervo, puede traer una llave inglesa.

Que tu familia se divierta deformando tu estructura ósea, para que los espejos, mirándote, se suiciden por pura repugnancia, su único entretenimiento consiste en instalarse en las salas de espera de dentistas, disfrazado de cocodrilo y puede enamorarse tan apasionadamente de una caja de herramientas que no puede desistir, ni siquiera por un instante, de lamer su cierre.

Oliverio Girondo biografía

En la biografía de Oliverio Girondo podemos encontrar títulos como: 20 poemas para ser leídos en el tranvía 1922 – Calcomanías 1925 – Espantapájaros 1932 – Interlunium 1932 – Persuasión de los días 1942 – Campaña de los nuestros 1946 – En la masmédula 1957 y muchos más libros de Oliverio Girondo.

Frases de Oliverio Girondo

Hablaban de un caballo. Yo creo que era un ángel.

¡España! País ardiente y seco como un repiqueteo de castañuelas.

Llega un momento en que aspiramos a escribir algo peor.

Si no hubieras andado siempre solo ¿Todavía tendrías voz de toro?

¡Hasta las sombras, campo, no dan nunca ni el más leve traspiés en tu llanura!

Personajes de este mismo blog

Pepe Timbas , Doc Holliday , Will Bill Hickok ,