Me abro a la potencia del Mandala, un círculo sagrado de luz y energía, un camino hacia el centro de mi cuerpo, un canal para la curación del cuerpo, mente y espíritu.

¿Qué es un Mandala?

Los Mandalas han existido siempre y disfrutamos de su belleza todos los días.

En pocas palabras, es un círculo sagrado.

La palabra Mandala viene del sánscrito y significa “círculo” o “centro.”

Es una forma geométrica simple que no tiene principio ni fin.

Por su forma circular, tiene el poder de relajar, equilibrar las energías corporales, mejorar la creatividad y todos estos beneficios mientras te diviertes coloreándolos.

Mira a tu alrededor y observa cómo el patrón circular está por todas partes.

El sol en el cielo, el núcleo de las células de tu cuerpo, un copo de nieve, todo refleja la redondez sagrada del Mandala.

Para los monjes tibetanos, lo importante no es la obra de arte terminada, sino el proceso de creación. El camino es la meta.

Para los nativos americanos, la rueda de la medicina, una forma de Mandala, simboliza el sagrado espacio ceremonial y el círculo de la vida.  

En las culturas orientales y occidentales, se ha simbolizado la armonía, la unidad, la integridad y la curación.

En realidad, el Mandala es todas estas representaciones y más.

Los Mandalas

Los Mandalas se usan para la curación del Yo y otros estados positivos del Ser. 

Una explicación proviene de su propio diseño.

El Mandala es una matriz circular con un punto central desde el cual todas las cosas son posibles.

Desde este centro sagrado surgen infinitas posibilidades y el potencial ilimitado.

Puedes ver el Mandala como energía viva, un medio de crear un camino hacia la Paz Interior, o tal vez simplemente deseas utilizar el Mandala para expresar tu arte.

Imagínate a ti mismo sentado con tus Mandalas y tus colores en frente.

Todo lo que tienes que hacer es buscar la intención y activar la energía coloreando el Mandala.

Así de simple y así de poderoso.

Mandalas para colorear

Coloreando Mandalas puedes:

• Relajarte y meditar.
• Equilibrar tu cuerpo, mente y espíritu.
• Conectarte a nivel espiritual con el Universo y contigo mismo.
• Ampliar tu creatividad.
• Simplemente divertirse, solo o con tus amigos.

Imágenes de Mandalas

Una de las maneras más fáciles y efectivas para experimentar el poder sanador de los Mandalas es coloreándolos.

En primer lugar, colorear dibujos es divertido y relajante.

Es una manera divertida de expresar tu creatividad.

Es una actividad que pueden realizar personas de 4 a 99 años de edad.

• No hay una manera correcta o incorrecta de colorear un Mandala.
• Puedes colorear cualquier lugar.
• Colorear levanta el ánimo y saca al niño que llevas dentro.
• Colorea a tu ritmo, sin prisa.
• No tienes que seguir ninguna regla cuando le des color.
• A niños y adultos les gusta colorear.
• Estás creando una obra de arte única.
• Puedes invitar a alguien a colorear contigo.
• Es baratísimo.
• Activarás el ingenio.

Cuando coloreas los Mandalas, estás expresando lo que eres y dónde estás en el camino de la vida.

Estás activando los poderes del Círculo Sagrado.

Comienza a experimentar el placer que producen mientras los coloreas.

Mandalas de la India

Se originaron antes incluso de la idea de la historia. 

En el primer nivel de la India o incluso de la religión indoeuropea, en el Rig Veda.

Es el término para un capítulo, una colección de mantras o himnos.

Versos cantados en ceremonias védicas. 

Como en una ronda de canciones. 

Se creía que el universo se originaba de estos himnos, cuyos sonidos sagrados contenían los patrones genéticos de los seres y las cosas.

Como imagen puede simbolizar tanto la mente como el cuerpo del Buda. 

En el budismo esotérico es la presencia del Buda en él, pero las imágenes de las deidades no son necesarias. 

Pueden presentarse como una rueda, un árbol o una joya.

Mandalas para imprimir

Mandalas para niños Mandalas lineales Mandalas fáciles Mandalas coloreadas Mandalas para colorear difíciles

 Mandala coloreado por la joven Wanda

Visita la página de Registros Akáshicos y conéctate con tus guías, maestros y amados.